La salud no es sólo ausencia de enfermedad. Depende, en buena parte, de la disponibilidad y distribución de recursos sanitarios (oferta de médicos o enfermeros y acceso a los medicamentos) y de otros factores socioeconómicos y de desarrollo, como el agua potable, el saneamiento o la provisión de alimentos. Considerando estos criterios, la Fundación Probitas ha definido las siguientes líneas estratégicas de actuación:


Fortalecer los servicios de salud y empoderar a la población de las regiones vulnerables

Implementando infraestructuras y equipamientos para el diagnóstico y tratamiento de las enfermedades prevalentes a través del conocimiento y experiencia de Grifols y utilizando la tecnología más apropiada al contexto.

Fomentar la participación y formación del personal

De cada proyecto para crear capacitación a nivel local, de tal forma que sean las personas beneficiarias de esa formación quienes se responsabilicen de los servicios de salud para su comunidad.

Impulsar programas de salud integral

Como el acceso al agua potable, al saneamiento y la seguridad alimentaria en las zonas vulnerables donde la Fundación ya actúa con el fin de intervenir de forma transversal y con la participación activa de la comunidad.

Fortalecer los bancos de sangre en los centros de salud y hospitales

De las regiones más desfavorecidas, a través del conocimiento y larga experiencia de Grifols en este sector.

Emprender acciones puntuales como consecuencia de catástrofes o crisis humanitarias

De origen natural o humano.

Dar apoyo a otras entidades que compartan nuestros objetivos y valores

Para reforzar y mejorar las estructuras de los centros de salud y/o hospitales en las zonas más desfavorecidas del mundo, así como valorar la dotación y suministro de insumos hospitalarios y medicamentos esenciales.

Fomentar acciones relacionadas con la salud en colectivos vulnerables

De países desarrollados relacionados con la expertise del grupo Grifols (enfermedades relacionadas con sangre y derivados).